Creo en mi corazón que como creyentes muchos de nosotros sabemos lo que es la arma de oración, la arma que es el nombre de Jesús, la arma que es la sangre de Jesucristo; Pero hay una arma que usualmente no escuchamos o frecuentemente, No se habla y hoy quiero hablar de esa arma en mi corazón que creo que es de Gran importancia para los feligreses y la iglesia de Jesucristo